©Todos los derechos compartidos

Primeras víctimas de la recesión mundial

Mientras en Lima, Perú, gobernantes europeos y de América Latina y el Caribe celebraban una Cumbre para analizar los principales problemas comunes, la situación de millones de migrantes sud y centroamericanos se tornaba cada vez más crítica. Por ejemplo en España, la recesión económica se ha cobrado sus primeras víctimas entre los inmigrantes que trabajan en la construcción, actividad que ha tenido una sensible caída en los últimos 3 meses. Miles de ellos han quedado en el paro, y además encuentran grandes dificultades para conseguir un empleo similar. Por su parte, el Parlamento Europeo estudia aprobar una ley que autorice la detención y deportación automática de los inmigrantes irregulares. Hasta ahora, especialmente en España, la llegada de trabajadores extranjeros no solo permitió cubrir la falta de mano de obra para determinados trabajos, sino que representó una inyección de aportes al sistema de la Seguridad Social, afectado por los efectos de una caída en la tasa de natalidad. A medida que crecen las protestas por la recesión económica y el aumento de precios en productos básicos, algunos gobiernos europeos recogen acusaciones xenófobas y racistas, y demagógicamente culpan a los inmigrantes por una crisis de la cual en definitiva han sido las primeras víctimas. La pérdida de trabajos, no solo representa un drama social para muchas familias de migrantes, que en algunos casos hicieron grandes esfuerzos para conseguir la reagrupación de los suyos. También se hace sentir en la caída de las remesas que hacen llegar a familiares que residen en los países de origen. Desde España, el declive comenzó a fines del año pasado cuando las remesas para países del área latinoamericana pasaron de 724 millones de euros en noviembre, a 698 en diciembre y a 667 en enero del 2008. En EEUU, mientras tanto, también aumenta la presión contra los inmigrantes latinos. Esta semana, la policía estadounidense invadió el poblado de Potsville en el estado de Iowa y arrestó 383 trabajadores inmigrantes, la mayoría de ellos guatemaltecos y mejicanos. Según denunció el Comité Ejecutivo de la Red por la Paz y el Desarrollo de Guatemala (RPDG), los detenidos fueron tratados como criminales, sometidos a tratos crueles y degradantes, equivalentes a la tortura.

Por Carlos Iaquinandi, Agencia SERPAL, Servicio de Prensa Alternativa. www.serpal.info

facebook
Twitter
Follow
2008-05-23 00:00:00
Etiquetas: Internacionales.
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp