La crítica Cine

Fecha: Viernes, 3 Noviembre, 2006 - 00:00

Volver

Guión y dirección: Pedro Almodóvar
Fotografía: José Luís Alcaine
Música: Alberto Iglesias
Origen: España - 2006
Intérpretes: Penélope Cruz, Carmen Maura, Lola Dueñas, Blanca Portillo, Yohana Cobo, Chus Lampreave
Calificación: Sólo apta para mayores de 16 años

Iba a titularse La abuela fantasma -lo prueba el afiche que se ve en la oficina de uno de los protagonistas de La mala educación (2004)- pero terminó estrenándose como Volver. El director Pedro Almodóvar se ha ocupado de aclarar personalmente el porqué del cambio: “He vuelto un poco más a la comedia. He vuelto al universo femenino, a La Mancha (sin duda es mi película más estrictamente manchega, el lenguaje, las costumbres, los patios, la sobriedad de las fachadas, las calles empedradas). He vuelto a trabajar con Carmen Maura (hace diecisiete años que no lo hacíamos), con Penélope Cruz, Lola Dueñas y Chus Lampreave. He vuelto a la maternidad, como origen de la vida y de la ficción.
Y naturalmente, he vuelto a mi madre”.
Sin embargo, siguió habiendo una abuela fantasmagórica. A más de tres años de su entierro, Irene (Carmen Maura) se le aparece a su hija Soledad (Lola Dueñas), y después del terror inicial la incorpora a su vida de peluquera de barrio.
Irene ha vuelto para hacer las paces con Raimunda (Penélope Cruz), su hija mayor, pero la pobre parece tener suficiente con un marido desempleado, una hija adolescente, una amiga gravemente enferma, como para agregarle viejas rencillas con el fantasma de su madre.
Un melodramón al estilo Almodóvar, en el que los personajes viven con toda naturalidad -la única manera de hacerlas verosímiles- las situaciones más disparatadas, e hilarantes.
Impresiona la calidad visual, aunque no sorprende ya que el director la ha perseguido obsesivamente desde que puede costeárselo -a partir del éxito de Mujeres al borde de un ataque de nervios (1988)-, con que muestra no sólo los suburbios madrileños, sino escenarios del pueblo, su cementerio y sus casas amuebladas a la antigua por mujeres de riguroso batón estampado.
Pero sobre todo destaca el elenco casi exclusivamente femenino, ya que los hombres en esta historia -que Almodóvar relaciona directamente con vivencias de su primera infancia- sólo están de paso, y dejan malos recuerdos.
El rol principal lo tiene Penélope Cruz, aunque el protagonismo lo comparte con Carmen Maura, Lola Dueñas, Chus Lampreave, Yohana Cobo y muy especialmente con Blanca Portillo, quien se lleva las palmas como la solidaria Agustina. Una performance grupal que fue reconocida con el premio a la mejor actuación femenina en el último festival de Cannes excepcionalmente compartido por las seis.
Risas, llantos, apuntes cinéfilos a films sobre madres fuertes como
la Magnani de Bellisima (Lucchino Visconti; 1951) o la Loren de Dos mujeres (La ciociara/ Vittorio De Sica; 1960), y una versión aflamencada del tango “Volver”, para el mejor Almodóvar, que suele manifestarse cuando se rodea de chicas.

Autor: Silvana Angelicchio