©Todos los derechos compartidos

Manu Chao en La Habana

Nueva y singular explosión de baile y de alegría en Cuba con el recital de Manu Chao y su banda Radio Bemba. A menos de tres semanas del concierto Paz sin Fronteras organizado por Juanes y otros artistas, La Habana vibró otra vez con la música y las letras del cantautor franco-español y su grupo.
Miles de personas se reunieron en las escalinatas de la Universidad de La Habana en el concierto-homenaje al líder guerrillero argentino cubano Ernesto “Ché” Guevara al cumplirse 42 años de su muerte en Bolivia. El ex líder de Mano Negra, apareció con su aspecto casi adolescente y saludó al público en el que predominaban los jóvenes con un grito de “Buenas noches, Cuba. Es un honor estar contigo”.
Escribió un periodista cubano: ningún indicio revelaba que se trataba de uno de los artistas más influyentes en la música alternativa de los últimos años, de una especie de trotamundo que ha llevado adelante su propia revolución musical, que aboga porque «se cuide este planeta que ya no va a seguir dando para tanto muchos años más y donde todas las personas deben tener lo mínimo para vivir una vida decente, educar bien a sus hijos y darles buena salud”. A partir de entonces, Manu desplegó su capacidad de comunicación con sencillez, arrancando con una declaración de independencia musical que lo desliga completamente de las reglas de la industria del entretenimiento.
Tras el ritmo inflamable de su primer tema, “Asesinos de rumba”, Manu recurrió a su repertorio más conocido, desde los ya célebres “Clandestino” y “Desaparecido”, hasta temas como “Mi Vida”, Me llaman calle” y “Tómbola”. El músico respaldado por el guitarrista de la Radio Bemba, Madgid Fahem -quien demostró con creces porque lo llaman «Magic»- y dos integrantes del grupo Festicultores, Miguel Rumbao y «Milocho», también hizo espacio para dedicar el tema “Alas rotas” «a todos los enemigos del pueblo cubano», frase y gesto que arrancaron fuertes aplausos a la multitud de jóvenes que agitaban las banderas de sus países de origen y bailaban sin cesar. Luego compartió el escenario con Kelvis Ochoa, una de las voces más destacadas de Cuba.
Al tiempo que Manu Chao actuaba, diversos artistas gráficos creaban en el fondo del escenario cuatro murales alegóricos dedicados al Che. Francés de nacimiento, pero hijo de un gallego y una vasca y residente en Barcelona, Manu Chao, de 48 años, es conocido internacionalmente por sus posiciones irreverentes y de crítica a las actuales formas de globalización. El pasado lunes, volvió a congregar a miles de cubanos en su segundo recital, esta vez en Santa Clara, la ciudad donde descansan los restos del “Ché”.


Por Carlos Iaquinandi, Agencia SERPAL, Servicio de Prensa Alternativa. www.serpal.info

facebook
Twitter
Follow
2009-10-17 00:00:00
Etiquetas: Internacionales.
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp