SMATA Gremiales

Fecha: Domingo, 5 Junio, 2011 - 06:38

Mayo con incrementos

El Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor cerró dos acuerdos que otorgarán aumentos de salarios para trabajadores de los rubros de concesionarias y estaciones de servicios.

En la última nota que EcoDias publicó sobre las novedades del Sindicato de Mecánicos y Afines del transporte Automotor de Bahía Blanca (SMATA) quedaba latente la posibilidad de conflicto ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo salarial con la cámara que nuclea a las concesionarias, ACARA, debido a la mezquindad de los ofrecimientos.
Desde SMATA siempre se insiste con que se hace todo lo posible para no llegar a una situación conflictiva, salvo que los hechos así lo requieran. Felizmente, el continuo diálogo trajo consigo buenas noticias.
Según explicó Carlos Moreno, secretario general de SMATA, luego de una serie de reuniones, el pasado 13 de mayo se acordó a nivel nacional un incremento que llega a casi un 31 por ciento de manera escalonada. El mismo entró en vigencia el 1 de mayo y finalizará el 31 de marzo de 2012: “El aumento en sí consiste en  un monto no remunerativo de 350 pesos de los cuales van a pagar fraccionado en dos pagos, uno en mayo y el otro en junio. A partir de mayo tiene un incremento del 14 por ciento sobre los básicos de convenio, en carácter no remunerativo pero que tiene aportes. El 1 de agosto ese 14 por ciento pasa al básico y se incrementa en un 7 por ciento de las mismas características, no remunerativo pero con aportes a toda la seguridad social. Y en diciembre también se incrementa un 7 por ciento y el siete que había pasa al básico de convenio”. Todo este proceso escalonado, señala Moreno, hace que se llegue de manera acumulada a aproximadamente un 31 por ciento de aumento: “La otra parte positiva de este acuerdo es que este tipo de porcentajes va a servir para todo lo que es liquidación de aguinaldos, vacaciones y horas extras. Normalmente, los montos no remunerativos no contemplan esa parte”.
Con ACARA, las cifras acordadas se asemejan a lo que se venía reclamando desde el sector trabajador mecánico: “Por ejemplo este año en las automotrices llega a un 7 por ciento por trimestre. Si lo sumamos al cabo del año está llegando a un 28 por ciento, lo que pasa es que por ahí no tiene su efecto inmediato a la vista. Se va teniendo en forma paulatina que de alguna manera también es bueno porque va manteniendo actualizado el salario”.
Un factor a tener en cuenta, afirmó Moreno, es no seguir corriendo detrás de la carrera entre los salarios y los precios, “y en esto comparto lo que plantea la señora presidenta de que tiene que haber un acuerdo social en donde realmente las empresas, en todos los rubros, la cadena de valor de sus artículos no tenga los incrementos que hoy en día está teniendo, porque obliga que en función de eso tengamos que estar pidiendo por el salario. Entonces, vamos a estar siempre corriendo detrás de los precios y esto va a generarnos de cara al futuro alguna problemática y sobre todo con la cuestión inflacionaria”.

Que a todos les vaya bien
Otro de los acuerdos alcanzados por SMATA fue con la cámara que reúne a las estaciones de servicios en donde se consiguieron conquistas salariales para sus trabajadores. Aquí también se dio una situación bastante conversada pero, dijo Moreno, a la vez se comprende el momento que vive el sector: “Ellos aducen un problemática que es real y cierta, que es el tema de la falta de los cupos que le otorgan algunas banderas, sobre todo en el caso de YPF, donde por ahí uno o dos días a la semana se están quedando sin combustible. Ahí también hemos planteado una alternativa que es lograr una entrevista con Guillermo Moreno (secretario de Comercio) para poder tratar de que las cámaras empresarias de este sector planteen su problemática en función de esta cuestión de los cupos, y ver si esa situación se puede modificar”.
En esa reunión SMATA también haría sus planteos sobre el significado del convenio y a la cantidad de trabajadores que alcanza: “Es un compromiso que hemos asumido de parte del sindicato de poder lograr esta entrevista para evaluar esta situación, por lo menos que ellos tengan la alternativa de plantear la problemática y tratar entre todos de encontrar una solución porque, como siempre decimos, nos interesa que a las empresas les vaya bien, pero que también les vaya bien a los trabajadores”.
En este rubro nunca se había llegado a un conflicto y si bien ahora se estuvo cerca, primó el sentido común y se llegó a un acuerdo que ronda el 30 por ciento de incremento: “Lo hemos hecho en tres tramos. El primero es del 1 de abril hasta el 31 de julio con un incremento del 20 por ciento; el segundo tramo es a partir del 1 de agosto hasta el 31 de diciembre, mientras que el tercero es a partir del 1 de enero hasta el 31 de marzo de 2012”.
Por citar un ejemplo concreto, un auxiliar de servicio, la categoría en la que se encuadra a la mayoría de los trabajadores,  va a cobrar 3.514 pesos en el primer tramo, 3.654 en el segundo y pasará a percibir cerca de 4 mil pesos en la instancia final: “Siempre está la alternativa de que en el mes de diciembre nos sentemos a evaluar si de acá a esa fecha o en diciembre se produjo un desfasaje importante, como para tratar de poder ver si se acomoda un poco la situación”.
Como el acuerdo representa también a trabajadores del sur del país, el punto que refiere al coeficiente zonal ha sido modificado: “Para Río Negro y Neuquén quedó un 20 por ciento, Chubut con un 25, y Santa Cruz y Tierra del Fuego con un 30 por ciento. Hemos logrado un incremento de acuerdo al criterio de zona desfavorable escalonado porque hay un desfasaje por lo que significa la zona patagónica en cuanto al costo de vida”.
Además, se obtuvo 35 por ciento de aumento para el personal de aeroplanta, aquellos que proveen combustible a los aviones, y se anexó otro rubro para quienes trabajan en el despacho de combustible en terminales aeroportuarias: “Un operador de playa, por ejemplo, va a cobrar 6220 pesos y un auxiliar de servicio de aeroplanta va a cobrar la misma cantidad. Creemos que por la particularidad de cada actividad estamos hablando de un buen salario”.
Si bien las aspiraciones gremiales siempre apuntan más alto, los logros descriptos fueron recibidos de manera positiva por SMATA: “Creo que en líneas generales uno está conforme, siempre uno plantea más pero también tenemos que ser racionales, sobre todo los dirigentes, entendiendo la situación del sector”

Autor: Redacción EcoDias