©Todos los derechos compartidos

Nutrición en el deporte
Categoría: Salud

Además de las exigencias que implica la práctica deportiva, las necesidades nutricionales de los niños y jóvenes que realizan deportes competitivos están marcadas por los procesos de maduración sexual, aumento de talla y de peso, característicos del crecimiento y desarrollo de estas etapas de la vida.
Los requerimientos calóricos de los niños deportistas son más altos en relación a los niños no deportistas y dependen del tipo de actividad, la intensidad, la frecuencia y la duración con la que la realizan. De la totalidad de las calorías diarias consumidas se debe contemplar que un 50 a 60% provengan de la ingesta de carbohidratos, presentes en harinas, cereales y azucares, un 12 a 15% de proteínas, presentes en carnes, lácteos y huevos, y un 25 a 30% de grasas, presentes principalmente en carnes, lácteos y aceites.
Con respecto a la indicación de vitaminas se asume que si el atleta presenta una alimentación adecuada tanto en cantidad como en calidad, con una buena ingesta de frutas y verduras, los suplementos no serán necesarios. Se debe prestar especial atención a la ingesta de calcio y de hierro, ya que los niños y más aún los deportistas son un grupo vulnerable para sufrir deficiencias de estos minerales.
Es importante el consumo de carbohidratos antes, durante y al finalizar el entrenamiento o competencia. La comida previa al ejercicio tiene como objetivo el mantener niveles óptimos de energía que será necesaria para la realización de actividades prolongadas e intensas. Se recomienda una comida 3 a 4 horas antes de la competencia y que esta sea rica en azucares, no grasosa y fácil de digerir para que no produzca indigestión, náusea y vomito. El consumir carbohidratos durante la actividad física, por ejemplo en forma de bebidas, mantiene los niveles de azúcar en sangre durante todo el periodo del ejercicio, lo que permite al niño rendir más cerca de su potencial y retrasar la fatiga.
El agua es de gran importancia para quienes realizan actividad física ya que en la realización de ejercicio se produce calor, el cual debe eliminarse del cuerpo para mantener temperaturas apropiadas. El mecanismo principal para perder calor es el inicio de la transpiración, con una tasa de producción de sudor que puede alcanzar de uno a dos litros por hora en días calurosos, por lo cual es esencial el consumo de líquidos con regularidad antes, durante y después de realizar cualquier actividad deportiva para evitar la deshidratación. Ésta es bastante frecuente puesto que los niños no ingieren suficientes fluidos para reponer las pérdidas producidas, con lo cual no sólo provoca una disminución del rendimiento físico sino que además aumenta el riesgo de lesiones, y puede poner en juego la salud del deportista. La respuesta de sed es retardada, lo que hace que sea difícil para los atletas basarse en su sensación de sed para ingerir el líquido suficiente para compensar el volumen que se pierde durante el entrenamiento y la competencia. Por lo tanto necesitan re-hidratarse en relación al tiempo de la actividad más que en la sensación de sed y realizarlo a intervalos frecuentes (cada 20 a 30 minutos). Se procura que las bebidas incluyan pequeñas cantidades de electrolitos como el cloruro de sodio (sal), potasio y azúcares, y que tengan buen sabor para que las consuman de forma voluntaria.
Se recomienda que la alimentación del niño deportista esté bajo la supervisión médica para evaluar el correcto crecimiento y detectar en forma precoz posibles deficiencias nutricionales que puedan surgir de la práctica deportiva.

María Lucrecia Amaya (MP 113717) es médica pediatra, pertenece a la Sociedad Argentina de Pediatría Filial Bahía Blanca y a la Asociación Médica de Bahía Blanca.

facebook
Twitter
Follow
2009-07-11 00:00:00
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp