©Todos los derechos compartidos

Tránsito de hoy y mañana

Integrantes de la Asociación Civil Luchemos por la Vida junto a la subdirección de Transporte, Tránsito y Licencias de la comuna y la empresa Potasio Río Colorado, organizaron las “Jornadas de Capacitación para Inspectores de Tránsito y Docentes”.

Durante cuatro jornadas completas, inspectores integrantes del CUIM (Cuerpo Único de Inspectores Municipales) y docentes de todos los niveles participaron del entrenamiento que la renombrada asociación brindó a través de videos educativos, material bibliográfico y folletería por intermedio de una de sus integrantes, María Cristina Isoba,
Directora del área de investigación y educación vial de la Asociación Civil Luchemos por la Vida.
Isoba, es autora del libro “Manual para la conducción segura”, es psicóloga, con amplia experiencia en las áreas de educación, psicología clínica y forense y dirige las áreas de investigación y educación vial de Luchemos por la Vida. Ha diseñado y tiene a su cargo diversos programas de educación vial escolar para niños y adolescentes, cursos de capacitación para funcionarios públicos, de conducción segura para conductores de vehículos y choferes profesionales.
El temario de la capacitación abarcó entre otros temas: el tránsito como un sistema; estadísticas accidentológicas; seguridad de los peatones, ciclistas, motociclistas y conductores de vehículos; exigencias psicofísicas para conducir; uso de los cinturones de seguridad; alcohol y conducción : índices y controles; velocidad y conducción, etc.

Instruirse para mejorar
“El curso para inspectores tuvo el objetivo de trabajar los ejes conceptuales de la seguridad vial, y fundamentalmente el importante rol que cumplen aquellos que son autoridad de aplicación de la ley que no hay país en el mundo que haya logrado buenos índices de seguridad vial -pocos muertos y heridos a causa de accidentes de transito- sin controles eficaces y sanciones efectivas a los que no respetan la ley, y la función esa la cumple la policía y los inspectores de transito, quienes en general en todas las ciudades se enfrentan con muchos problemas, tanto para ejercer sus autoridad, tanto como para ser apreciados y valorizados por la sociedad y por las autoridades. En general las autoridades políticas no comprenden que no hay camino para la seguridad vial si no se hace cumplir la ley en las calles y en las rutas, y que esto requiere controles eficaces y de sanciones efectivas para los que no cumplen la ley. Lamentablemente asignatura pendiente en nuestro país”.
La respuesta de los inspectores fue positiva, hubo una gran concurrencia, Isoba manifestó: “Quedaron inquietos con algunos temas y algunas cuestiones que todavía no están resueltas en la ciudad, se llevaron una serie de contenidos que son importantes para ellos y para el ejercicio de su función, saben hoy que más que controlar cualquier cosa lo importante es como autoridad de aplicación de la ley concentrarse en aquellas cuestiones que matan más en la calle, como el no uso de cascos, el no uso de cinturones de seguridad que en Bahía Blanca es un tema que evidentemente esta pendiente de ser trabajado, que el inspector de transito esta en la vía para cuidar la vida de las personas, y que aún en el antipático rol de tener que aplicar una multa, cuando le esta provocando un perjuicio al infractor, lo esta ayudando a tomar conciencia y a inclinarse a respetar las leyes de ahí en adelante. Los controles y sanciones cuando son eficaces son educativos”.

Las maestras también
También la capacitación se extendió a docentes de todos los niveles. Aunque esta vez la participación fue mínima. Alrededor de 15 maestras estuvieron presentes el primer día de las jornadas exclusivas para ellas. Una posibilidad desaprovechada teniendo en cuenta que los destinatarios de hoy serán quienes formen el tránsito de mañana.
“Trabajamos los ejes conceptuales de la educación vial, en prevención de transito, con vistas a incorporar estas temáticas de una vez por todas en las currículas escolares, porque debemos propender a que todos los chicos reciban dentro del sistema educativo y de su formación básica, los conceptos de educación vial y que los reciban de una manera practica y funcional, en relación con ellos como hacedores del transito.
En el curso trabajamos en forma teórica y práctica, para que los capacitados tengan acceso a los contenidos de seguridad vial y que practiquen recursos didácticos para practicar en el aula”.

Caos en las calles de Bahía
Consultamos a la experta acerca de su visión del transito de la ciudad, especialmente en la parte del centro, donde el flujo vehicular es mayor.
“Tuve la oportunidad de recorrer el centro, el transito de Bahía Blanca adolece de características bastante comunes a las ciudades de nuestro país, esto es bastante desorden, por lo menos la zona que yo tuve la posibilidad de ver está bastante cargado, está sufriendo un incremento importante del parque automotor, lo cual le representa a la ciudad un desafío que es ¿qué hacer con esto para disminuir la conflictividad en el tránsito y las oportunidades de accidente? Los Bahienses estacionan en cualquier parte y no usan las medidas de seguridad pasivas, una de las mayores faltas es la del poco uso del cinturón, también hay congestionamientos y comportamientos riesgosos, como los peatones que cruzan por cualquier lado, incluso delante de la mirada de la autoridad, eso es lo que hay que preguntarse, qué hacer con esto”, dijo.
Pero aun así existió de parte de la integrante de Luchemos por la Vida, una mirada positiva sobre las posibles soluciones: “Creo que algunas medidas alentadores se están intentando tomar, como peatonalizaciones, redistribuciones del transito pesado, todos proyectos que esperemos que no queden en los papeles. También creo que hay que incentivar mucho el tema de la fiscalización de los controles y de la puesta de límites a los transgresores. Bahía Blanca tiene un cuerpo de inspectores y un cuerpo policial importante que se los ve desplegados en la ciudad, al menos en el centro donde yo lo he visto. Si bien en número son muchos en comparación con otras ciudades, me parece que no esta rindiendo los frutos esperados, en función de ver el comportamiento de los usuarios”.

Números trágicos
En todo el país, en 2007, murieron 8104 personas en accidentes de transito, sin contar las victimas que mueren más tarde por consecuencias y secuelas de los mismos accidentes.
“El problema mayor es que estos números van en aumento cuando debería ser a la inversa, cuando la mayoría de los países desarrollados o en nuestro mismo nivel de desarrollo están disminuyendo lentamente el numero de víctimas del transito, en nuestro país ocurre lo inverso, esto es un llamado de atención que significa que no se están haciendo las cosas bien”.
En Bahía Blanca, en el primer trimestre del año, hubo 13 víctimas fatales de accidentes de tránsito en la ciudad -sin contar las consecuencias-.

facebook
Twitter
Follow
2008-06-07 00:00:00
Etiquetas: Bahía Blanca.
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp