©Todos los derechos compartidos

Paro nacional

Paro nacional
Respuestas represivas a reclamos legítimos

Como en casi todo el país, fue contundente la adhesión a la medida de
fuerza realizada por los gremios docentes de nuestra ciudad en repudio a la
represión sufrida por sus pares de la Capital Federal cuando pretendían
instalar una carpa frente a la Jefatura de Gobierno de Buenos Aires para
reforzar su reclamo de recomposición salarial.
Al mediodía del lunes 20, presentada la denuncia por la gestión de Mauricio
Macri, los uniformes azules de la Policía Federal se abalanzaron contra los
guardapolvos blancos de la Unión de Trabajadores de la Educación que
intentaba armar la carpa que fue finalmente secuestrada por efectivos
policiales.
Entonces se produjo un choque con el cordón de la Guardia de Infantería y,
según publicó Página/12, “resultaron heridos la secretaria general de
Ctera, Stella Maldonado, con un corte en la pera, y el director de la
Escuela Número 2, Mario Franchi, con un tajo en la frente. Además, el
secretario de prensa de Ctera, Alejandro Demichelis, sufrió un desmayo y un
golpe en la cabeza, producto de la caída. Los tres debieron ser trasladados
al Policlínico del Docente”.
La nota del matutino agrega que “los maestros denunciaron, además, la
participación de oficiales de civil entre los manifestantes”.
Por estos incidentes, la Central de Trabajadores de la Educación de la
República Argentina convocó a un paro nacional contra la represión para el
martes 21. En nuestra ciudad, los gremios docentes Suteba, Aduns y Sadop, y
la CTA se reunieron frente a la Municipalidad y marcharon por las calles
del centro.

Contra de la injusticia
“Qué bueno que no consintamos tantas injusticias repetidas y que para
oponernos a esas injusticias nos juntemos compañeros de los barrios,
compañeros docentes, trabajadoras de la salud, estatales. Qué bueno que
estemos juntos en la calle para reclamar lo que es nuestro”, dijo el
secretario del Suteba, Enrique Gandolfo.
El dirigente manifestó que “los de arriba intentan que paguemos (su crisis)
los de abajo y que la paguemos los de abajo significa hambre, desocupación,
falta de planes, falta de subsidios, menos políticas educativas y menos
para salud, y también han traído siempre de la mano la represión”.
Previamente, en diálogo con EcoDias recordó que no es la primera que desde
el gobierno se responde a un reclamo legítimo con represión y violencia
policial: “En la memoria de todos -y de los docentes en particular- están
frescas las imágenes de lo que ocurrió el año pasado en Neuquén, que
terminó con la muerte de Carlos Fuentealba”.
Sintiendo que no hay necesidad de llegar a tal extremo para responder a la
represión, destacó la decisión de la Ctera de llamar al paro nacional al
cual se sumó el gremio bahiense dejando de lado cualquier tipo de
diferencias porque “se trata de parar la mano represiva del poder”.
Comparando los hechos de la Capital con el fusilamiento de Fuentealba,
Gandolfo opinó que “la matriz represiva es la misma y la impunidad, aún
cuando se hayan hecho muchos avances, subsiste favoreciendo la continuidad
del accionar”.
“Creo que hay que hablar de responsabilidades políticas compartidas, en
este caso el gobierno de la ciudad, Macri responde a los docentes que
instalan una carpa de esta forma, y también el gobierno nacional que es el
responsable de la Policía Federal a través del Ministerio del Interior”,
sostuvo.
Por último, el gremialista aclaró si bien el paro docente puede ser visto
con desagrado por una parte de la comunidad, “en estas cosas predomina la
solidaridad, no es posible que a reclamos legítimos y pacíficos se responda
con violencia y represión”.

Responsabilidades compartidas
Por su parte, el titular de Aduns, Sergio Zaninelli, se mostró reconfortado
por la solidaridad que rodeó a los trabajadores y trabajadoras al
violentarse derechos fundamentales: “Percibo que esta solidaridad y este
apoyo se incentiva más cuando el violentado o reprimido es un docente”,
advirtió y comentó que la Conadu Histórica también tuvo inconvenientes en
sus últimas manifestaciones.
El jueves 9 de octubre el organismo sindical universitario quiso instalar
una carpa frente al Ministerio de Educación de la Nación y se vio impedida
por órdenes del jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, y del ministro
nacional, Juan Carlos Tedesco.
Cabe aclarar que el nivel de violencia no pasó a mayores por la escasa
cantidad de docentes pero valió para observar que no es sólo Macri el que
impulsa “este régimen de violencia y ahogo presupuestario y salarial”, sino
también el gobierno nacional.
“Macri está aplicando las medidas digitadas por la gestión de Cristina
Kirchner. Por eso, como sector trabajador, creo que tenemos que estar
presentes en esta resistencia, solidaridad y también en este camino de
lucha”, culminó Zaninelli.

facebook
Twitter
Follow
2011-10-25 10:11:13
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp