©Todos los derechos compartidos

Historia que no termina

Desde el municipio se planea mudar cincuenta familias a Villa Rosas. Desde un sector del Concejo Deliberante se oponen porque de esa manera se perdería la esencia y desarrollo de Ingeniero White.

Desde hace varios años, vecinos de Ingeniero White vienen sufriendo las constantes fracturas de sus hogares quedando siempre con el clásico titular de “Casas Fisuradas”. En el medio hubo muchas cuestiones, como el arreglo de las mismas, una posible mudanza, la eximición del impuesto ABL a todos los whitenses con este problema y demás. Son 250 las familias registradas con este tipo de conflictos y, pasado un largo tiempo, una de las soluciones que se dispuso para aquellas casas que ya no soportan reparación, es la de mudar esas familias al sector de Villa Rosas y Villa Delfina. A partir de esta propuesta surgieron voces a favor y voces en contra de vecinos afectados y también de algunos de los políticos locales.
Por caso, el concejal por el radicalismo, Roberto Ursino, criticó los anuncios de la intendencia de construir aproximadamente cincuenta casas nuevas en Villa Rosas y Villa Delfina: “Realmente creo que las viviendas hay que hacerlas, hay que ayudar a la gente porque no es un problema que hayan producido ellos. Pero me parece que habría que ubicarlas en el sector de White para no seguir desmereciendo la calidad de vida del pueblo. O sea, hay en este momento formas constructivas para que esas viviendas no vuelvan a rajarse, lo hemos conversado con ingenieros, arquitectos, con la gente de la universidad a través de las cátedras de ingeniería, y se llegó a que haciendo plateas antisísmicas, las viviendas no producirían ningún resquebrajamiento”.
Para el edil, eso sería de vital importancia para que White continúe creciendo ya que de lo contrario se caería en un constante abandono del sector, perdiéndose así la calidad de vida de la población: “Se produciría el desarraigo y se desmerecerían las instituciones que van perdiendo gente. Y además me parece que en todo puerto del mundo, cuando uno llega a un puerto lo que ve ahí nomás del puerto es una ciudad y una población pujante”.

Consorcio social
Según se dice en la Secretaría de Obras y Servicios Públicos, la cifra de casas nuevas rondaría entre las 40 y las 50 más allá de que son muchas más las que sufren inconvenientes de rajaduras y fisuras: “Son alrededor de 250, pero dicen que algunas son reparables y hay unas cincuenta que no admitirían reparación”.
Ursino comenta que “habría que formar un consorcio social, como se ha hecho en otros tiempos, donde los fondos provengan de la Nación, de la provincia, del municipio y de las empresas grandes radicadas en el sector industrial y del Consorcio de Gestión del Puerto. De ahí tendrían que salir los fondos para solucionar el problema de los vecinos, no deberían ser fondos totalmente de la Municipalidad de Bahía Blanca o de la Provincia de Buenos Aires. Todos estos actores tendrían que estar involucrados en esta situación para volver a tener el White que merecemos todos los que vivimos en esa localidad”.
Consultado acerca del pensamiento de los vecinos afectados ante la idea de tener que irse del terruño para habitar una nueva casa en otro sector, el concejal habló de posiciones divididas: “Algunos están de acuerdo con mudarse y otros no. A mí me parece que además hay otra cuestión: unos reclaman por el tema medioambiental -hay muchos juicios iniciados-, hay gente que se quiere ir y hay otros que reclaman por las viviendas fisuradas. Entonces, donde se da la posibilidad de trasladar gente por las viviendas va a explotar el otro tema. La pregunta es cuál será la solución definitiva. Me parece que se debe fortalecer White de la mejor forma posible, seguir teniendo la mayor calidad en el control ambiental y de esa manera me parece que el pueblo podría ir mejorando paulatinamente”.
También se informó de la situación del resto de familias cuyas viviendas están en reparaciones. En algunas, las situaciones vuelven a repetirse por lo cual se sigue sin atacar el problema de raíz: “Se han reparado aproximadamente cincuenta viviendas de las cuales algunas hasta el momento han quedado bien, y otras han vuelto a fisurar y se han vuelto a reparar. Vamos a ver con el correr de los días cuál es la reacción del suelo y ver cómo anduvieron este tipo de reparaciones”.

facebook
Twitter
Follow
2009-09-12 00:00:00
Etiquetas: Bahía Blanca.
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp