©Todos los derechos compartidos

De informes y fundamentaciones

Se enviaron al Concejo Deliberante los informes finales de lo actuado por el CTE a lo largo del 2009. Según se informó, los resultados arrojaron un saldo positivo del 80 por ciento.
Su titular, Fernando Rey Saravia, brindó a EcoDias un resumen de los aciertos y las cuestiones a corregir. Además, mostró preocupación por la situación de los pescadores artesanales de Ingeniero White.

Como se hace habitualmente, cada vez que un año va llegando a su fin se realizan los correspondientes balances de lo ocurrido en cada actividad durante esos doce meses. Fue también el caso del Comité Técnico Ejecutivo (CTE) que presentó sus informes al Concejo Deliberante, con la correspondiente interacción, que en este caso provocó coincidencias y también desacuerdos.
Según explicó a EcoDias el titular del CTE, en los últimos tiempos, el ente ha tenido auditorías más estrictas que obligaron a una mayor precisión en los planes. De allí algunos avances en determinados programas y una madurez en algunos otros, “ya sea los programas iniciales donde había monitoreos de la ría, monitoreos del aire, de las napas. Esos programas, en general, tienen cierto grado de madurez, ha habido mejoras pero en líneas generales hay cierto grado de madurez. Con respecto a los programas de inspección, que implicaban meterse en las plantas y constatar el nivel de cumplimiento de las normativas, ha habido un desarrollo en los últimos dos años bastante intenso. Nos ha ayudado muchísimo incluso a detectar falencias que las empresas han ido corrigiendo”.
De acuerdo a lo que se informó públicamente, de lo presentado ante los ediles se desprende que los balances dieron un rendimiento del 80 por ciento, porcentaje que, dijo, es bastante bueno: “El Concejo, en líneas generales, ha aceptado ese 80 por ciento, hay programas que nosotros consideramos cumplidos en mayor medida y ellos consideran que no y viceversa, es natural. Pero esto también habla de que a nuestros informes, cuando uno hace estimaciones de logros, de alcances, hay que fundamentarlos. Entonces, esa es una de nuestras críticas y conclusiones a nuestro informe. Es decir, evidentemente nuestro informe tiene que mejorar también porque uno estima un porcentaje y ellos ven otro, es una cuestión de fundamentación”.

Puntos a corregir
Rey Saravia insistió en el hecho de que hubo avances que fueron notorios con programas que pudieron cumplirse al pie de la letra mientras que con otros no pasó lo mismo por diferentes causas “como todo plan de largo plazo, es razonable”.
Consultado acerca de los puntos a corregir para llegar a mejores cumplimientos, reiteró la necesidad de optimizar los informes “porque al no tener descriptos los fundamentos que llevan a que uno estime, por ejemplo, un 90 por ciento y el auditor estime un 80, tenemos que fundamentar bien ese 90”.
Por otro lado, y refiriéndose al trabajo específico del CTE, Rey Saravia señaló que deben perfeccionarse algunos sistemas internos y administrativos de la gestión: “Hay que acordarse de que estamos en un municipio. Un ejemplo muy contundente es que esta semana va a haber una actividad donde tres miembros del CTE van a participar en una actividad de capacitación. La invitación se hizo hace diez días, y la gestión de inscripción al curso demora más de diez días. No es como una empresa privada, que va, acuerda, pide el dinero y listo. Acá no es así, no es tan sencillo. Hay mecanismos burocráticos típicos de municipio que a veces nos complican. Estamos tratando de allanar esas cosas”. También, resaltó Rey Saravia, al igual que se presentan estas trabas, se crece en otras cuestiones beneficiosas para el funcionamiento del organismo: “Hoy tenemos una caja chica mucho mayor que el año pasado, eso nos resolvió y destrabó muchas cosas. Las instalaciones nuevas nos permiten movernos de otra manera, sin ninguna duda, antes estábamos muy complicados y el año que viene vamos a trabajar mucho mejor”.

Sanciones en aumento
La refacción de las instalaciones y la inclusión de nuevas tecnologías para trabajar fueron de los sucesos más importantes que vivió el CTE durante 2009. El primero por una cuestión de comodidad y facilitación de la labor, y el segundo por acelerar los procesos de trabajo: “Este año tuvimos progresos en la medición de ruidos, ahora tenemos un instrumento que transmite la señal, podemos reproducir el ruido en nuestra sede. Eso es importante porque recibimos una alarma y tomamos una acción muy rápida. Antes del minuto ya podemos constatar el evento. Más allá de que no se persigue el objetivo de sancionar a la empresa, automáticamente sabemos dónde está el problema y estamos en diálogo con la gente”.
Acerca de las infracciones, su incremento tiene gran relación, explicó, con los últimos avances mencionados: “Tenemos facultades de sancionar, y más allá de que hay sanciones, a medida que mejoró nuestra capacidad de inspeccionar se incrementó la capacidad de infraccionar cuando esto lo amerita. La cantidad de sanciones infraccionadas, incluso por la autoridad de juzgamiento provincial, en los últimos dos años ha sido enorme”.

Los pescadores y el CTE
A la hora de hablar de objetivos para 2010, Rey Saravia mencionó la preocupación de los pescadores por la falta de pesca en la ría de Bahía Blanca: “Es un tema que obviamente involucra muchas más cosas que la contaminación porque tiene que ver con temas en los que nosotros no tenemos ni injerencia ni conocimiento como es la cuestión biológica. La ría de Bahía Blanca es un ecosistema muy delicado y complejo que hay que cuidar. Lo que hemos tratado de hacer es cuidarlo desde el punto de vista de los efluentes que la contaminan”.
El funcionario manifestó que las preocupaciones de los pescadores no resultan desechables y mostró su voluntad a encontrar una solución al conflicto: “Las mediciones que hacemos son a través del organismo más importante a nivel nacional como es el IADO. Buena parte de nuestra tasa va hacia ahí para que puedan desarrollar estos estudios. Es un grupo de profesionales prestigiosos el que está haciendo el monitoreo, jamás se me hubiera ocurrido que ellos estuvieran haciendo las cosas mal o falseando datos. Sin embargo, este es el planteo que hacen los pescadores”.
También señaló que se ha pedido al municipio que los pescadores participen de las mediciones: “Si realmente ellos quieren ir a la justicia antes de pasar por la búsqueda de consensos, de análisis, a mí me encantaría por ejemplo acordar con ellos y otros una jornada de pesca. También con la gente del IADO, con periodistas y que todos constatemos que realmente los peces salen como ellos muestran”, dijo haciendo referencia a imágenes y denuncias hechas públicas.
Rey Saravia insistió con su deseo de ayudar a los trabajadores aunque dijo que éstos tampoco piden ayuda o se dejan ayudar: “Además, dicen que el nivel de metales pesados en la ría y en los peces se supera entre 40 y 50 veces… No es lo que vemos, honestamente, no es lo que sale en los informes del IADO. Hasta que apareció este conflicto estaba tranquilo en ese sentido, no tranquilo totalmente porque siempre los parámetros de contaminación hay que monitorerarlos y cuando hay un crecimiento lo mencionamos en los informes. Es un tema que me preocupa pero no puedo hacer nada porque no tengo herramientas, no se dejan ayudar por nosotros y me encantaría hacerlo. No es que me estoy quejando, estamos abiertos a lo que ellos necesiten”.

facebook
Twitter
Follow
2009-12-11 00:00:00
Etiquetas: Bahía Blanca.
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp