©Todos los derechos compartidos

Libre y público acceso a la historia
El ministro de Defensa de la Nación, Agustín Rossi, estuvo en Bahía Blanca y entregó a las autoridades de la Universidad Nacional del Sur y a organismos locales de derechos humanos, documentación de la época de la dictadura que fue encontrada en el edificio Cóndor en octubre pasado.
Categoría: Derechos Humanos

El ministro de Defensa de la Nación, Agustín Rossi,
estuvo en Bahía Blanca y entregó a las autoridades de la Universidad Nacional
del Sur y a organismos locales de derechos humanos, documentación de la época
de la dictadura que fue encontrada en el edificio Cóndor en octubre pasado.

Cuando hablamos de un acta
de la dictadura militar, nos estamos refiriendo a lo acontecido, conversado y
tramado en una reunión de los jefes militares de la época lo cual se traduce en
que allí quedan constatadas por sus propios responsables, acciones del
Terrorismo de Estado llevadas a cabo entre 1976 y 1983.
El material fue hallado en el subsuelo del edificio Cóndor, sede de la Fuerza
Aérea Argentina ubicado en Capital Federal. Una vez encontrado, desde el
Ministerio de Defensa se dispuso su recopilación, documentación y edición en
tomos que están siendo entregados a instituciones del ámbito político, del
educativo y a los organismos de derechos humanos de nuestro país.
Fue el caso de Bahía Blanca que recibió a Rossi durante la tarde del miércoles
16 de junio de 2014 en el Aula Magna que la UNS tiene en Colón 80 y que suele
utilizarse para los juicios a los represores.
Ni bien ingresó al edificio universitario, Rossi tuvo contacto con los medios
de prensa de la ciudad: “La verdad que nosotros reivindicamos y creo que ya es
una propiedad del conjunto del pueblo argentino ese paradigma que en algún
momento impulsó nuestro gobierno y que fue acompañado por los organismos de
derechos humanos, de memoria, verdad y justicia. Y los juicios tienen que ver
con esto, con nada más simple que aquel que haya cometido un delito sea
sometido a la justicia como cualquier ciudadano común y quizás esto lo ejemplar
de lo que ha significado todo el proceso argentino. Puedo decir con claridad
que me ha tocado presentar esta misma documentación en distintos países, en
España, en México y se mira con muchísima admiración todo el proceso argentino
porque fue hecho sin creación de tribunales especiales, sin ninguna situación
especial sino que simplemente la justicia ha juzgado a aquellos que han
cometido delitos de lesa humanidad ente el 76 y el 83. Muchos de esos juicios
ya tienen su sentencia, alrededor de 500 están cumpliendo su condena también en
cárceles comunes y me parece que sin duda que es un proceso inédito en todo el
mundo”.
Acerca de las actas de la dictadura, Rossi desarrolló una crónica de como
dieron con ellas hasta llegar a este momento de abrirlas a la comunidad. “Es
una documentación que nosotros encontramos hace ocho meses, el 31 de octubre
del año pasado en el subsuelo del edificio Cóndor. Quien me informó la
existencia de esta documentación, cosa que destaco, es el jefe de la Fuerza
Aérea Argentina, brigadier Mario Callejo. Son más de 11700 volúmenes
documentales que encontramos en esa oportunidad y dentro de esos volúmenes
documentales están las 280 actas que reflejan las 280 reuniones que celebró la
junta militar durante el período del 76 al 83”.
 “Estaban sus originales, encontramos la
documentación dividida en seis biblioratos, cada uno de esos biblioratos con
folios y las actas escritas en las viejas máquinas eléctricas en una hoja de
papel con un gramaje superior al habitual lo cual obviamente que facilitó su
preservación y con las firmas en originales de quienes eran los jefes en cada
una de las fuerzas en los distintos momentos que hubo entre el 76 y el 83.
De hecho el acta número 1 está firmada por Videla, Massera y Agosti. Para
nosotros es de mucho valor toda la documentación porque no es que no se haya
encontrado otra documentación en otros momentos pero en general estaba referida
a un espacio determinado de tiempo y a un lugar geográfico determinado”.
El ministro afirmó que el material hallado es un marco referencial de los siete
años de dictadura “de cuales eran las cosas que la junta militar priorizaba,
cuales eran las cosas que no priorizaba y no estaban puestas en las actas. Así
que es una documentación importante y yo agradezco al rector de la Universidad
Nacional de Bahía Blanca por habernos permitido presentarlas aquí”.
En ese sentido, explicó de qué manera se decidió desde el Ministerio hacer este
tipo de entregas: “Nosotros tratamos con esta documentación de trabajar en tres
ejes de trabajo: por un lado el poder político institucional, se la hemos
entregado a gobernadores, a intendentes, en distintas legislaturas
provinciales, por el otro lado las universidades porque también entendemos que
las universidades no solamente siempre tienen bibliotecas bastante importantes
sino que también puede servir como material de estudio para alguna carrera o
material de apoyo para una carrera especifica, y también se la hemos entregado
a organismos de derechos humanos. En este caso ya con un espíritu fuerte de
reconocimiento a toda la lucha que han llevado adelante durante todos estos
años”.

“Seguimos buscando”
Antes de finalizar su diálogo con los periodistas, Rossi contó cómo fue la
experiencia al hacer entrega de las actas a madres y abuelas de Plaza de Mayo:
“Cuando uno habla con las madres y con las abuelas, cuando se la fui a entregar
la respuesta fue “vieron que nosotras teníamos razón, que en algún lugar tenían
que estar estos documentos”. Así que esa es la sensación, es una sensación
fuerte porque es documentación que fue producida hace 36, 37 años atrás y
haberla encontrado en buen estado de conservación es una sensación fuerte”.
Remarcó que a la vez se alimenta el hecho de pensar que todavía existen
expectativa en cuanto a encontrar información que aún falta: “De hecho cuando
presentamos esto ante la prensa e informamos el hallazgo de esta documental, yo
firmé una resolución donde instruí a los jefes de la fuerzas para que de alguna
manera intensifiquen la búsqueda en todas las unidades militares. Y hemos
encontrado más documentación, de hecho ayer encontramos algunas cosas más
quizás de no tanta envergadura, no tanto valor como la que encontramos en ese
momento pero seguimos trabajando y seguimos buscando”.
Minutos después, Rossi se reunió con representantes de los Organismos de Derechos
Humanos de nuestra ciudad: APDH, H.I.J.O.S. y la Red POR EL Derecho a la
Identidad. Finalizado el encuentro se dirigió al Aula Magna para dar comienzo
al acto.
En el mismo, Rossi compartió el escenario con el vice ministro de Defensa,
Jorge Fernández; con el rector de la UNS, Guillermo Crapiste; con la vice
rectora de la UNS, María del Carmen Vaquero y con el presidente del Concejo
Deliberante, Santiago Mandolesi Burgos.
Fue Crapiste el encargado de abrir el evento dirigiéndose al los presentes: “Sin
dudas que la Universidad Nacional del Sur ha sido uno de los objetivos más
preciados durante la dictadura militar en una ciudad que por otra parte tuvo un
fuerte efecto la política represiva del Estado en su momento y muchos e los
aquí presente lo hemos vivido”.
Crapiste resaltó el momento que se estaba viviendo y que sea justamente en el
sitio donde se juzga a represores.
Posteriormente se dio lectura al acta de entrega de las colecciones impresas de
las actas de la dictadura y todos los responsables firmaron el libro de actas
de la UNS.
Inmediatamente Rossi hizo entrega del material a Crapiste y también a Alejandra
Santucho de HIJOS en representación de ese organismo, de APDH y Red por la
Identidad.

El contenido de las actas
Al momento de decir lo suyo, el ministro Rossi hizo una descripción similar
a la que brindó antes al periodismo y más tarde informó que las 280 actas están
cargadas en formato PDF en la página archivosabiertos.com. En cuanto a la
edición en papel, señaló: “La edición la hicimos tratando de reflejar lo que
tenían contenido esos seis tomos, esos seis biblioratos. Cada uno de los tomos
no tiene la misma cantidad de páginas porque lo que hicimos fue reflejar lo que
tenía cada uno de esos biblioratos entonces hay tomos más gruesos y tomos menos
gruesos”.
Respecto a los datos de las actas, Rossi contó que la primera de ellas tiene
fecha del 1 de julio de 1976. Por otra parte, hizo mención a la enorme
presencia de actas referentes al tema Papel Prensa entre los años 1976 y 1977:
“Entre esos dos años hay casi 50, 55 por ciento de las actas a las cuales se
hace referencia en general a la cuestión de Papel Prensa. Está dentro de eso el
acta número 14, es el acta donde se ratifica la transferencia de las acciones,
el 51 por ciento para los tres principales diarios de ese momento: Clarín, La
Nación y La Razón, y quedaba el otro 49 por ciento que iba a ser distribuido
entre los distintos diarios del interior del país”.
Afirmó Rossi que aparece claramente en las actas que la mayoría de las veces
que se habla de Papel Prensa, el mismo acta informa sobre la detención de los
familiares de Graiver, especialmente Lidia Papaleo de Graiver: “Entonces, a mi
criterio de la lectura de estas actas queda claramente demostrado que para la
dictadura militar las dos cosas eran una sola. La venta de las acciones de
Papel Prensa tenía que ver con la detención de quienes eran los herederos de
Graiver o, dicho al revés, la detención de los que eran los herederos de
Graiver facilitó la venta de las acciones de Papel Prensa a Clarín, La Nación y
La Razón”.
Acerca de si esa documentación servirá para los juicios “dependerá de la
justicia que determine la validez que tengan como prueba estas actas y la
interpretación que haga de cada una de estas cuestiones”.

facebook
Twitter
Follow
2014-07-21 08:17:00
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp