©Todos los derechos compartidos

Un despertar glorioso
Nada en el pomposo y literal título Un despertar glorioso hace pensar en una comedia centrada en una chica de veintiocho años, que se desvive por trabajar como productora de televisión.
Categoría: Cine

Nada en
el pomposo y literal título Un despertar
glorioso
hace pensar en una comedia centrada en una chica de veintiocho
años, que se desvive por trabajar como productora de televisión. Y cuando
finalmente consigue un puesto en el magazine matutino de un canal neoyorquino,
resulta que al programa no lo ve nadie, los conductores son una veterana ex
reina de belleza y un periodista político venido a menos que no se soportan, y
su jefe amenaza con levantarlo si no sube el rating.
Trama con un conflicto simple, pero no totalmente simplista gracias a un guión
–de la misma guionista de El diablo
viste a la moda
(David Frankel, 2006)-, que recrea con ironía los
entretelones, situaciones y personajes reconocibles de un formato televisivo
popular en todo el mundo.
La dirigió el sudafricano Roger Mitchell, que desarrolló su
carrera en Gran Bretaña y con el éxito de Notting
Hill
(1999) logró el “pase a Hollywood”, donde rueda trabajos menos
personales -como éste-, pero seguramente mejor remunerados.
Lo que eleva, un poco, al film de la medianía es la solvencia de los
tres protagonistas principales: la canadiense Rachel McAdams, como la
entusiasta protagonista; Diane Keaton, brillante en cada gesto de la exasperada
Colleen Peck; y Harrison Ford, como el gruñón Mike Pomeroy, una especie de
Larry King destronado. Bien acompañados por Jeff Goldblum como el displicente
Sr. Barnes, John Pankow como jefe de producción y Patrick Wilson como el
“interés romántico” de la protagonista.
Se hace inevitable la comparación con Detrás de las noticias (James L. Brooks; 1987), con la cual
comparte género, ambiente y protagonista workaholic, pero el guión de aquella
profundizaba más en la superficialidad y manejos inescrupulosos del medio
televisivo y tenía un desenlace menos convencional.
Un despertar glorioso ofrece un par
de bonitos amaneceres en Manhattan; alguna frase picante como la de Becky a un
Pomeroy empacado en no hacer notas de color -“El mundo ha debatido por años si
noticias o entretenimiento y ¿sabés qué, Mike? Tu lado perdió”- y se ve con
agrado, pero eso no alcanza para dejar huella en el espectador.

Título original: Morning Glory
Dirección: Roger Michell
Guión: Alina Brosh McKenna
Fotografía: Alvin H. Kuchler
Música: David Arnold
Origen: USA – 2010
Calificación: Apta para todo público
Intérpretes
: Harrison
Ford, Rachel McAdams, Diane Keaton, Jeff Goldblum, Patrick Wilson.

facebook
Twitter
Follow
2011-04-11 06:00:00
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp