©Todos los derechos compartidos

Hollywoodland
Categoría: Cine

Dirección: Allen Coulter
Guión: Paul Bernbaum
Música: Marcelo Zarvos
Fotografía: Jonathan Freeman
Interpretes: Adrien Brody, Ben Affleck, Diane Lane, Bob Hoskins, Lois Smith, Robin Tunney
Calificación: Sólo apta para mayores de 13 años

¿Quién recuerda a George Reeves? Sólo algún memorioso o fanático de las series de TV de los años 50 -todavía en blanco y negro- sabrá que fue el primer Superman. Un dato relativamente significativo si se tiene en cuenta lo primitivo de aquellos envíos dedicados al público infantil, realizadas con los pocos medios técnicos de aquellos tiempos.
Pero Reeves -su muerte, en realidad- también forma parte de la crónica negra de Hollywood, esa que se ventila de cuando en cuando en programas dedicados a escándalos.
Un costado que toma el debutante Allen Coulter -este es su primer largometraje luego de una exitosa carrera como director de televisión- , y expone de manera interesante, evitando lo puramente biográfico o documental, para alternar los últimos años del actor, con la investigación de su sospechosa muerte.
George Reeves (Ben Affleck) era un actor ambicioso pero limitado, que sólo había conseguido papeles secundarios -el de Lo que el viento se llevó fue el más notorio- en filmes de primera, y protagónicos en filmes de última. A principios de los ‘50 conoce y comienza un romance con Toni Mannix (Diane Lane), la esposa de un alto ejecutivo de un gran estudio (Bob Hoskins).
Pero se va cansando de su vida de mantenido, y a pesar de que ni el personaje ni su vestuario le gustan, acepta interpretar a Superman para la televisión. Un programa que sorpresivamente lo convierte en héroe infantil y preferido de las familias estadounidenses, hasta que lo encuentran con un balazo en la sien.
Se asegura que fue suicidio, pero la apenada madre del actor contrata al detective Simo (Adrien Brody) -tan segundón como su hijo- para que investigue. La investigación saca a la luz una trama que podría demostrar lo contrario, y también cambiar el rumbo de su propia vida.
El film atrapa no tanto por aclarar la muerte de Reeves, sino por su estructura de thiller psicológico adecuadamente ambientado. Además, ofrece un muy buen nivel en sus actuaciones, con las de Adrien Brody y Diane Lane como las mejores, y casi logrando que Ben Affleck abandone su acostumbrado hieratismo.
Una mirada de Hollywood sobre sí mismo y su costado menos luminoso, que los cinéfilos disfrutarán en especial.

facebook
Twitter
Follow
2007-03-10 00:00:00
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp