©Todos los derechos compartidos

Amanecer. Parte 1
Los últimos preparativos de la boda los hace la futura cuñada -vampira y vidente-, la emocionada novia trata de mantener el equilibrio sobre sus altísimos stilettos, el novio teme confundir pasión con sed de sangre en el momento crucial y el musculoso licántropo que sigue amando a Bella aúlla desconsolado.
Categoría: Cine

Blanca y
radiante va la novia… del vampiro.
Sí, el romance prohibido de Bella, la pálida adolescente y Edward, el atractivo
bebedor de sangre, comenzó en Crepúsculo
(Catherine Hardwike, 2008); se debatió en mil peligros y pesares en Luna Nueva (Chris Weitz, 2009) y Eclipse (David Slade, 2010), para consumarse
finalmente en este Amanecer.
Los últimos preparativos de la boda los hace la futura cuñada -vampira y
vidente-, la emocionada novia trata de mantener el equilibrio sobre sus altísimos
stilettos, el novio teme confundir pasión con sed de sangre en el momento
crucial y el musculoso licántropo que sigue amando a Bella aúlla desconsolado.
Pero pasados la ceremonia, el banquete y los arrullos -peligrosos para la
integridad del mobiliario- de la luna de miel en la playa, se hace evidente algo
fuera de los anales vampíricos o humanos: Bella está embarazada y nadie sabe
qué clase de criatura o monstruo alberga en su seno.
El encargado de dirigir esta cuarta entrega de la saga es el estadounidense
Bill Condon -de cuyos films sólo destaca Dioses
y monstruos
(1998), sobre los últimos días del director James Whale-,
aunque se pone al servicio de “la franquicia” y no deja su impronta personal.
Romance y terror visual y técnicamente impecables. Bellos paisajes boscosos,
una paradisíaca isla brasileña, interiores y vestuario en contrastes de rojo,
negro y blanco que remiten a la sangre, el mal y el bien; efectos logrados -especialmente
en las acciones de la manada de lobos- y mucho piano sentimental.
Pero en esencia: un culebrón, donde desfilan caras tan bonitas como inexpresivas
y el romanticismo exacerbado cae en escenas pasmosamente ridículas o inverosímiles,
aún para los parámetros del relato y el género fantástico.
Un epílogo mentiroso, con una segunda parte a estrenar el año que viene por
esta misma fecha y no obstante eso, llena las salas con miles de fanáticas.

Título original: The Twilight Saga:
Breaking Dawn
Dirección: Bill Condon
Guión: Melissa Rosenberg, basado en
la novela de Stephenie Meyer
Fotografía: Guillermo Navarro 
Música: Carter Burwell
Origen: USA – 2011
Intérpretes: Kristen Stewart, Robert Pattinson, Taylor Lautner, Billy Burke, Peter
Facinelli
Calificación: Sólo apta para
mayores de 13 años, con reservas

facebook
Twitter
Follow
2011-11-28 20:31:00
Relacionados
ESTEMOS CONECTADOS
campañas
144 600x600px (1)
137 (1)
adhesiones
adhesion facundo 600x325px (1)
adhesion lopez 600x325px (1)
última Edición
Cooperativa Ecomedios
Nos apoyan
Nosotros
Ecodías es una publicación de distribución gratuita.
©Todos los derechos compartidos.
Registro de propiedad intelectual Nº5329002

Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de la editorial.
Agradecemos citar la fuente cuando reproduzcan este material y enviar una copia a la editorial.


> Directora
Natalia Schnaider
> Secretario de redacción
Pablo Bussetti
> Diseño gráfico
Rodrigo Galán
> Redacción
Silvana Angelicchio, María Cielo Di Stéfano, Agostina Álvarez, Ivana Barrios, José Olmedo y Daniel Saladino
> Difusión en redes sociales
Santiago Bussetti y Camila Bussetti
> Colaboradores
Mauro Salvador, Claudio Eberhardt, Valeria Villagra, Sabrina Del Valle y Melisa Santanafesa.

es un producto de:

Matrícula INAES 40.246. 

Desarrollado por Puro Web Design.

RSS
Follow by Email
Telegram
WhatsApp