Recolectores informales Ecología

Fecha: Lunes, 25 Marzo, 2013 - 08:14

Mejoras en seguridad

Tras el caso de un trabajador afectado por leptospirosis, finalmente se suministraron los materiales y artículos correspondientes para evitar riesgos a la hora de desarrollar labores con la basura.

En ediciones pasadas informábamos acerca de un caso de leptospirosis que afectó a un trabajador informal. Se trata de Mario Dubois quien entró al hospital con neumonía y a las pocas horas de haberlo internado se lo pasó al área de Terapia Intensiva de manera inmediata dado que presentaba un cuadro de leptospirosis, enfermedad relacionada con los roedores.
En aquel momento EcoDias dialogó con Hugo Dubois, hermano de Mario y también recolector informal, quien había indicado la existencia de un altísimo porcentaje de que su hermano haya adquirido la enfermedad por culpa de las condiciones de trabajo en las que tenían que desarrollar su labor diaria.
Esas condiciones de trabajo, apuntaba Dubois, carecían de medidas de seguridad las cuales nunca tuvieron ya que siempre había una pelea con la municipalidad para que se distribuyeran guantes, máscaras, artículos desinfectantes y demás elementos necesarios para trabajar con la basura.
A partir del caso de leptospirosis, las cosas cambiaron y lamentablemente, como bien decía Dubois en su momento, tuvo que pasar algo grave para que justamente las acciones se modifiquen.
Finalmente, después de un tiempo en el hospital, Mario Dubois ya fue dado de alta aunque debe seguir con tratamiento, reposo y consultas a los médicos para seguir su evolución.
EcoDias volvió a entrevistar a Hugo Dubois para saber sobre el estado de salud de su hermano: “Hace una semana ya que está en la casa de mi mamá, todavía está en proceso de recuperación, es una enfermedad que lamentablemente puede llegar a dejar secuelas, esperemos que no pero la recuperación va a ser larga”.
Agregó Dubois que si bien se ha combatido el virus, se vieron afectados los pulmones, riñones y el hígado: “Para volver a la normalidad le va a llevar un tiempo. Tiene que hacer reposo continuo y un tratamiento con medicamentos, nebulizaciones y un montón de cosas. Dentro de una semana más lo van a controlar a ver cómo va el proceso y si hay que agregar algún medicamento”.
Decíamos anteriormente que a partir de este caso, hubo cambios por parte de la municipalidad en cuanto a las condiciones laborales de los recolectores informales: “Ha habido un cambio no muy exagerado pero un cambio al fin donde hay un proyecto de un término de 30, 60 días que quedamos de acuerdo de ir mejorando la situación laboral y de seguridad. Nos han traído artículos de seguridad no en la cantidad que requerimos pero es un inicio y creo que se ha tomado la responsabilidad de trabajar en conjunto con el municipio para que cualquier cosita que nos haga falta nos van a proveer”.
Los artículos en cuestión son guantes, máscaras o barbijos, elementos de higiene ya que se utiliza mucho cloro para trabajar, calzado y ropa: “Y lo más fundamental es el tema de que quedamos el acuerdo para maquinarias. Hay un proyecto con la UTN donde lo único que falta son los fondos para realizarlo.
Las maquinarias son para el procesamiento de los residuos así no tenemos tanto contacto con la basura. Serían cintas transportadoras, zarandas y demás para que la gente pueda trabajar más cómoda, sin estar agachados, y no tan cerca de los residuos”.
La idea sería profesionalizar más el trabajo para que no resulte tan artesanal y perjudicial para la salud de los trabajadores “e ir incorporándole tecnología y bienestar laboral para la gente”.
Ahora, señala Dubois, existe un mayor acercamiento con el gobierno municipal: “Si, en este momento si, calculo que esta semana nos estaremos reuniendo de vuelta porque hay un temita de la maquinaria que tenemos que hacer una reunión con gente de la UTN, entonces vamos a coordinar la reunión para que ellos expliquen el proyecto, lo hemos hecho en conjunto, y que se de una definición”.
Actualmente son 12 la cantidad de trabajadores para quienes la actividad no resulta rentable: “El cartón está 0,30 centavos y así y todo la segunda 0, 28 centavos y con eso tenés que hacer diez mil kilos por semana para decir que hicimos una repartija de 300 o 400 pesos. Esta semana se repartieron 198 pesos para cada uno de los trabajadores”.
Por esa razón y también en ese sentido existe una ayuda de la municipalidad para paliar el panorama que no es alentador: “Está hablado con la municipalidad y nos han dado un apoyo económico todos los meses hasta que mejore la situación”.
En cuanto al tema principal y más importante que es la salud de los trabajadores, se espera que casos como el de Mario Dubois no vuelvan a repetirse: “Ojala que no, apostamos a eso. Yo siempre digo que si tenemos el tema de seguridad, ya sea con barbijos, guantes y tener los elementos para desinfectar, creo que si lo combatimos de esa manera es tomar conciencia y empezar a trabajar mucho en el tema de seguridad”.


Autor: Redacción EcoDias