Opinión

Fecha: Martes, 28 Mayo, 2019 - 00:00

Tomamos la delantera en el mundo

Hablan de que baja el riesgo país… ¡porque superó los 1.000 puntos a fines de abril!
Todos los países capitalistas -llámense socialdemócratas o neoliberales- padecen de una misma enfermedad: la pobreza.
En mayor o menor grado, los pobres estamos como pueblos, en un callejón sin salida. Pensamos que si nos vamos a otro país nuestras vidas mejorarán, y emprendemos el camino del exilio.
La migración de millones de personas no es problema de un solo país, donde las cosas no están bien. Los refugiados de África que quieren ir a Europa y no los admiten -son países que tuvieron colonias y explotaron a los africanos-, esa contradicción es un problema mundial y ningún gobierno por sí solo puede resolverlo.
Estamos tomando conciencia de que necesitamos un nuevo orden económico mundial. Si los gobiernos del mundo capitalista (apunto hacia Estados Unidos) admitieran que su sistema, aun siendo muy fuerte y poderoso, cumplió su ciclo histórico, y admitieran necesitar cambios que beneficien a los pueblos, sería lo racional y lógico. Pero vemos lo contrario.
Solo la resistencia y movilización de los pueblos es capaz de torcer y crear una nueva mentalidad, una nueva economía y un nuevo hombre (ser humano).

Autor: Por Aron Berstein