Entrevista Gremiales

Fecha: Lunes, 13 Agosto, 2012 - 12:19

La elección de los judiciales

El próximo 29 de agosto, los trabajadores judiciales de la provincia de Buenos Aires elegirán a quienes conducirán el gremio que los nuclea durante los próximos tres años. EcoDias dialogó con Daniel Pérez Guillén, actual secretario adjunto de la Asociación Judicial Bonaerense y candidato a secretario general.

Tal como informó EcoDias en su edición anterior, el próximo 29 de agosto se llevarán a cabo las elecciones internas que recambiarán representantes de la Asociación Judicial Bonaerense, que nuclea a los trabajadores de la Justicia provincial. Los comicios determinarán los nombres de quienes, durante el venidero trienio, tendrán a su cargo la conducción del ente gremial.
El recambio se efectuará en dos órdenes: provincial y departamental. Además, serán electos los congresales correspondientes.
Luego del diálogo con el referente local Víctor Solomón, EcoDias quiso conocer la visión global de un representante platense de la Asociación, por lo que conversó con Daniel Pérez Guillén. Actual secretario adjunto de la entidad, Pérez Guillén es además candidato a secretario general para las elecciones de agosto y ostenta el cargo de secretario general adjunto de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) en la provincia de Buenos Aires.
Debido a esa triple condición, la oportunidad resultaba propicia para conversar, además, sobre diversos aspectos que tienen que ver con la Justicia y la situación provincial, tales como los principales reclamos del sector, el modelo de Justicia y la crisis presupuestaria en que terminó inmerso el gobierno del ex motonauta Daniel Scioli.

Justicia Federal- Justicia provincial
Consultado acerca de las diferencias que se pueden trazar entre el funcionamiento de la Justicia Federal y el de la provincial, Pérez Guillén las diferenció respecto de sus vinculaciones históricas con el poder político.
“La Justicia Federal normalmente ha tenido una vinculación con el Poder desde una cuestión casi organizativa: los jueces federales se eligen como en la servilleta de (el ex Ministro Carlos) Corach. No es ninguna novedad que, sobre todo en la década del ’90, el poder ponía a sus jueces, que le eran totalmente funcionales. La Corte de la mayoría automática ya mostró esta dependencia del Poder Judicial”, historió.
“Para leerlo desde nuestro lado, ahí había un congelamiento salarial de nuestras reivindicaciones más importantes, que son la porcentualidad y la ley de ‘enganche’”, marcó.
Respecto a la porcentualidad, los lectores de EcoDias ya están familiarizados con este aspecto de los reclamos de los trabajadores judiciales de la provincia, pues el secretario general de la Departamental bahiense Víctor Solomón lo explicó detalladamente en la edición anterior de este periódico.
En cuanto a la llamada ‘ley de enganche’, Pérez Guillén indicó que implica que, a la relación vertical que refiere en materia salarial la porcentualidad, se sume “una horizontal entre todas las provincias del país con la Corte”.
“Basados en el precepto constitucional de que a igual tarea corresponde igual remuneración, nosotros entendemos que todos los trabajadores judiciales del país tienen que tener el mismo salario. Y, para garantizar ese salario y teniendo en cuenta que decimos que tiene que haber un sistema de porcentualidad para distribuir equitativamente el salario, también tiene que haber una relación con el Ministro de la Corte de la Nación, que tendría que ser el sueldo más alto. Y de ahí, estarían enganchadas todas las provincias, a los efectos de que se cumpla el precepto de que ‘a igual tarea, igual remuneración’”, explicó.
“Durante la década del ’90 todo eso se congeló, eliminándose estas relaciones salariales, mientras se dieron aumentos extraordinarios a la Corte de la Nación, y a veces a las provinciales. Eso, entendemos, permitió llevar adelante un proyecto político como el de las privatizaciones, al cual la Corte no presentó en su momento planteos de inconstitucionalidad”, concluyó.

La situación presupuestaria provincial
Consultado acerca de cómo habían vivido desde la Asociación que encabeza la situación presupuestaria de la provincia y el anuncio oficial del gobernador Daniel Scioli acerca de la fragmentación del pago del sueldo anual complementario para los estatales provinciales, Pérez Guillén indicó que nacieron en ellos “dos sensaciones encontradas. La primera de ellas, de preocupación. Sobre todo, por el anuncio intempestivo del gobernador, que (antes) había dado garantías del cobro de salarios. Para nosotros, decir que se fragmenta en cuatro el aguinaldo es hablar de su desaparición”.
“Por otro lado, queda la preocupación de lo presupuestario. Uno ya no se queda con la tranquilidad de que esté todo garantizado, como se dijo. Queda la preocupación de cómo se va a seguir el proceso económico- financiero en la provincia. Creemos que, para esa discusión, todos los gremios deben ser convocados: para discutir cómo se sigue y de dónde saldrá el dinero. Respecto de esto, nosotros siempre tuvimos posición por profundizar una reforma tributaria en la que se establezca claramente que el tributo tiene que pesar más sobre los sectores que están teniendo ganancias extraordinarias”, subrayó.

Policía Judicial
EcoDias también aprovechó la oportunidad para consultar a Pérez Guillén respecto del proyecto de estructurar una Policía Judicial en territorio bonaerense, lo que se enmarca en una discusión aún más profunda: la referida al modelo de Justicia que se quiere para la provincia de Buenos Aires.
“Valoramos la realización de todos los foros que se hicieron este año. Hemos participado en varios de ellos. Creemos que la Policía Judicial es una herramienta muy valiosa”, indicó.
Pero, agregó, “esta es una discusión que no debe quedar cerrada. Ni siquiera, con nuestro gremio. No queremos ser parte de la corporación judicial. Nosotros queremos ganar muy buenos salarios, tener una ley marco de paritarias, convenios colectivos y buenas condiciones de trabajo. Pero también tenemos que pelear para que esas condiciones de trabajo y ese salario buenos sean acordes a una Justicia de la cual el pueblo se sienta orgulloso. Falta transformar mucho a la Justicia para eso. En este sentido, creo que los foros fueron muy positivos, porque no sólo se debatía en torno a la Policía Judicial sino al modelo mismo de Justicia”.

Federalismo o centralismo
Uno de los problemas con los que, al decir de Víctor Solomón, se enfrentan los trabajadores judiciales de las Departamentales alejadas de la capital provincial se vincula con la deficiente federalización, lo que incluye un exiguo presupuesto y poco favorables condiciones de trabajo para los estatales del sector.
“Hay un problema de federalización en la provincia de Buenos Aires. Hay lugares que están alejados no sólo físicamente: ese alejamiento físico se traduce en uno de funcionamiento”, resumió Pérez Guillén.
En este sentido, marcó que existe una tendencia en el poder central a fijar que algunas dependencias alejadas de la capital provincial “se arreglen como puedan”. De este modo, todo el trabajo que allí se realiza “se sostiene en base al esfuerzo de los trabajadores. Realmente, falta una regionalización de la Justicia, donde haya un seguimiento más claro hasta el último confín de la Justicia”.
“Esto lo sufrimos también los trabajadores. Porque, a veces, en algunos lugares alejados, el trabajador se encuentra solo contra el mundo, o con las condiciones laborales muy dificultadas. La persona que trabaja en un Juzgado de Paz donde son sólo tres empleados, probablemente no tendrá posibilidades de ascenso en muchos años”, ejemplificó.
En este sentido, remarcó además, los reclamos sectoriales pasan por una mayor oferta en capacitaciones y posibilidades de movilidad laboral para todos los trabajadores del Poder Judicial bonaerense. Para ello, insistió “es clave la regionalización y el brindar recursos a las Departamentales.

El 29, elecciones
Tal como ha quedado dicho al comienzo de esta misma nota, el próximo 29 de agosto se realizarán las elecciones internas de la Asociación Judicial Bonaerense. Esto incluirá los niveles provincial, departamental y de congresales.
En la esfera provincial hay tres listas: “la Celeste, de la ‘Agrupación Asociación’; la Verde, que se denomina ‘La Corriente’; y nosotros, que somos la Lista Azul y Blanca, denominada ‘Encuentro de la Militancia Judicial’”, enumeró el dirigente.
“Nuestra lista se llama así porque nos encontramos en ella compañeros de todas las agrupaciones que conforman el gremio. Realmente, se trata de una lista que convocó a la unidad de todos los sectores. Creemos que es la mayoritaria, y que eso se va a demostrar el 29 de agosto: que representamos genuinamente a los trabajadores judiciales y que estamos disputando un modelo de gremio, en el que ponemos en el centro la defensa de los trabajadores, del salario y las condiciones de trabajo, pero también la discusión del modelo de Justicia”, proclamó.
“En ese sentido, Víctor Solomón y otros compañeros de Bahía Blanca vienen realizando una labor muy difícil. Y así como ocurre en el Poder Judicial, sufren en el gremio nuestro ese centralismo que a veces no permite desarrollar proyectos en las Departamentales”, reflexionó.
Es en esa línea que surge uno de los tópicos que se proponen encarar en una eventual gestión al frente de la Asociación: “el gremio tiene que dar otras respuestas, regionalizarse y dar mayor autonomía a las Departamentales, sobre todo a una tan grande y alejada del centro administrativo, como la de Bahía Blanca. Es algo que tenemos que cambiar, para que en cada lugar se pueda desarrollar un gremio mucho más fuerte”.

Autor: Redacción EcoDias