BANCO NACIÓN Locales

Fecha: Martes, 7 Agosto, 2018 - 00:00

Incendio en la ciudad

Estomba y Moreno, una de las esquinas emblemáticas de la ciudad ardió el pasado sábado 28 de julio. El histórico edificio del Banco Nación frente a la plaza Rivadavia quedó destruido.

Desde temprano se alertó sobre humo en el sector, pero recién cerca de las 4 de la mañana se desató el incendio que llevaría hasta pasado el mediodía para apagarse. Las dotaciones de bomberos locales trabajaron para evitar que el fuego se extendiera a los edificios vecinos: Radio Nacional, el edificio del Correo Argentino, el Tribunales.
El edificio del Banco Nación está asentado sobre un sector de lo que se denomina “manzana fundacional”, que en parte alberga varios de los edificios más atesorados de la ciudad, in
muebles declarados -algunos- como parte del patrimonio arquitectónico local y nacional.

El Banco Nación
El edifico original del banco no era este sino el que estaba ubicado en el solar de calle Estomba y Colón, en donde hoy se encuentra el edificio de la Aduana. Hacia 1914 surge la transacción que permitió que se ocupara el terreno de cincuenta metros por cincuenta metros que es el de Estomba y Moreno. El concurso para el proyecto de obra lo obtuvo el ingeniero Juan Ochoa y en 1917 la construcción la ganó Baldassari Zani. En el medio transcurrió la Guerra hasta 1918, como así también demoras por huelgas nacionales que retrasaron la obra.
Tras cuatro años de trabajos se concluyó el edificio. Retirado de la línea municipal se diferencia majestuoso en su individualidad. Un acceso de templo, con columnas y “El Comercio” y “La Industria” observando a quienes traspasan el portal. Los Atlantes que desde la década de 1920 sostienen el entablamento no huyeron ante las llamas de este 2018.
Tal como relatan María Viñuales y José Zingoni en “Patrimonio Urbano y Arquitectónico de Bahía Blanca”, durante los años 1983 y 1984 el banco atendió en otras oficinas mientras que el edificio era sometido a restauraciones y modificaciones.
Este exponente de la arquitectura bancaria nacional estará nuevamente en refacciones, esperemos por un tiempo no muy extenso.

Atrás de los desastres
Desde el Concejo Deliberante se pidió que se convoque a las autoridades ABSA (Aguas Bonaerenses Sociedad Anónima) para conocer sobre la cantidad de bocas de incendio y si las mismas están señalizadas y en funcionamiento.
Luego del incendio que destruyó parte del edificio del Banco Nación se conoció que personal de bomberos y de los servicios de emergencia habrían detectado que en esa zona, la de la manzana fundacional, las válvulas de incendio estaban tapadas. De ahí que el trabajo lo realizaran abasteciéndose desde el club Olimpo, club Argentino y las estaciones de servicio cercanas.
Ya hacia inicios del año 2011 el Concejo Deliberante pedía que se realice un relevamiento sobre “el debido mantenimiento de las bocas de incendio en nuestra ciudad”. Como siempre atrás de los desastres, el proyecto surgía luego de que ardiera una casa de amoblamientos y se precisaba en aquel entonces que “según las reglamentaciones vigentes, la responsabilidad del mantenimiento y reparación de las bocas de incendio, corresponde a la Empresa ABSA, con el asesoramiento de Bomberos. Se exige que presenten “un perfecto estado de operatividad” y se encuentren a 150 metros de distancia entre sí, aunque en algunos lugares de la ciudad, esta normativa no se cumple. Los últimos datos precisos sobre las bocas de incendio se remontan al año 2007, cuando un informe elaborado por el Cuartel Central de Bahía Blanca, advirtió que de las 1213 bocas contabilizadas sólo funcionaban 400. Las restantes permanecían ocultas por obras de pavimentación, refacción de veredas o no contaban con la suficiente presión de agua para combatir un incendio, entre otros problemas operativos.
Dicho estudio destacó la gravedad de la situación ya que muchas bocas tenían filtraciones, poseían llaves que abrían o cerraban con dificultad, aportaban escaso caudal de agua o habían quedado cubiertas por veredas o pavimento”.
Nuevamente a la cola de este nuevo incendio surgió el pedido a ABSA.

ATENCIÓN DEL BANCO
El Banco de la Nación Argentina (BNA) comunicó que atenderá a sus clientes de la sucursal Bahía Blanca en las filiales Villa Mitre (ubicada en Falucho 185), Don Bosco (Don Bosco 1285) e Ingeniero White (Libertad 3697), en el horario extendido de 8 a 16 horas, como parte de su “Plan de Contingencia y Continuidad del Negocio”.
La entidad abonará jubilaciones, planes y asignaciones sociales y cheques por un monto de hasta $ 50 mil, así como se podrá realizar operaciones en cajas de ahorros, cuentas corrientes, plazo fijo y escrituras de los préstamos hipotecarios que tenían fecha programada.
“Cabe destacar que, en un Anexo transitorio cedido por el Club Olimpo de Bahía Blanca, se entregarán las tarjetas de débito, PIN y tarjetas de crédito que hayan sido devueltas por correo. Asimismo en la plaza Rivadavia el banco dispuso de dos cajeros automáticos móviles y una unidad móvil, con atención personalizada, para que los clientes puedan operar con normalidad”.


El actual concejal de Unidad Ciudadana, Walter Larrea, secretario adjunto de La Bancaria, seccional Bahía Blanca, en una entrevista con Radio Gráfica dijo sobre la situación del incendio en el edifico del Banco Nación que fue “una situación desgraciada para todos los vecinos de la ciudad, porque el edificio del Banco de la Nación es un edifico histórico, emblemático de la ciudad, con casi 100 años de antigüedad” y remarcó la responsabilidad de Absa, ante las fallas en las bocas de incendio.


A METROS
Cerquita del edificio incendiado se encuentra el primero que fue declarado por el Poder Ejecutivo Nacional en Bahía Blanca, en 1997 a través del decreto Nº 1.110) como Monumento Histórico Nacional: la sede de Correos y Telégrafos, en cuyo espacio también funciona, Radio Nacional Bahía Blanca.

Autor: Redacción EcoDias