PARA VER Y CONSIDERAR Cine

Fecha: Martes, 28 Mayo, 2019 - 00:00

Hey Dude!

La pareja de héroes más bobos se dispone a restablecer el equilibrio del universo por tercera vez.

En el presente del cine industrial -Hollywood y poco más- hay más remakes, secuelas y relanzamientos que cualquier otro tipo de producciones.
Lo común es que aún a los seriales “muertos” por alguna razón -normalmente los protagonistas se hartan, piden fortunas o una combinación de ambas- se los reviva con el previo todavía tibio en el recuerdo del público.
Mucho más raras son las secuelas a largo plazo que conserven los mismos protagonistas o algunos de ellos, como en el caso de la tercera trilogía de Star Wars y ahora... de la nueva aventura de Bill & Ted tras treinta años del estreno de la inaugural.
En marzo, Alex Winter y Keanu Reeves hicieron una especie de teaser donde agradecieron la fidelidad de sus fans y anunciaban que volverán a interpretar a sus personajes ya adultos.
Esto último no es una obviedad, porque la dupla de amigos y aspirantes a roqueros eran unos adolescentes sólo un poquito menos torpes que Tonto y retonto (Peter & Bobby Farrelly; 1994), aunque a diferencia de los personajes encarnados por Jim Carrey y Jeff Daniels sus aventuras tenían un costado fantástico.
En Argentina la primera se llamó solo Bill y Ted (Stephen Herek; 1989) y los encontraba a punto de reprobar historia en su último año de secundaria y para evitarlo terminan viajando al pasado para aprender de los protagonistas y en el trayecto salvaban el planeta.
Los tontarrones gustaron tanto que tuvieron dos temporadas de su propia serie animada -durante 1990 y 1991- y poco después llegó Bill y Ted 2 (Peter Hewitt; 1991), donde estaban intentando triunfar con su banda de rock y se ven envueltos en una trama lunática para reemplazarlos con unos robots malvados del futuro.
La nueva entrega llegaría en el segundo semestre de 2020 bajo el título de Bill & Ted face the Music, producida por Hammerstone Studios junto a los propios protagonistas, dirigida por Dean Parisot y con los mismos guionistas de las previas: Chris Matheson y Ed Solomon.
Obviamente los viajes temporales casan con la brecha de tres décadas, pero quienes disfrutaron de los dos primeros largometrajes en el cine o de las mil pasadas en las tardes del cable tendrán dudas sobre si este par de señores canosos podrán revivir a aquellos adolescentes, aunque probablemente esas mismas dudas van a llenar muchas butacas.

Autor: Silvana Angelicchio