EN CONFLICT Cultura

Fecha: Jueves, 6 Agosto, 2020 - 00:00

Denuncian la situación de la cultura bahiense

La delegación de la Asociación Argentina de Actores sigue a la espera de que el gobierno local brinde soluciones reales y formales respecto a la situación que atraviesa la Comedia Municipal.

Tras el comunicado emitido el pasado 23 de julio y la protesta virtual masiva contra la decisión del Instituto Cultural de suspender el desarrollo de la obra del segundo semestre y posponerla para el año próximo, trabajadores de la cultura aguardan por un dialogo fructífero y serio con las autoridades municipales.
“La Comedia Municipal está en una situación crítica donde el Instituto Cultural está negando la permanencia o la continuidad en lo que respecta el año 2020 del segundo semestre. Eso reviste una gravedad muy importante porque se esa impidiendo el desarrollo laboral de un número de actores, actrices y todo lo que implica el trabajo y el montaje de una obra”, expresó la delegada de la Asociación Belén López.
“Entendiendo que estamos en un contexto de pandemia es lógico que no se vaya a realizar por ejemplo, la escenografía de la obra tal como estaba diseñada dentro de un proyecto pero la directora ha presentado alternativas que están ligadas a las plataformas virtuales y el Municipio se niega a aceptar esa propuesta de trabajo”, agregó López.
A través de una carta documento enviada a la delegación local de la Asociación Argentina de Actores, el Instituto Cultural informó su decisión de posponer el llamado a audiciones y la presentación de la obra de este año para el 2021. Las autoridades municipales se valieron de los decretos de Emergencia Económica, Alimentaria y Sanitaria por el Covid-19, para ignorar la ordenanza que respalda a la Comedia Municipal que es ejemplar y modelo en nuestro país.
“La respuesta informal que recibimos en las reuniones que sostenemos, es que no hay plata y nosotros lo que denunciamos es que la Comedia tiene un presupuesto. Hace años que trabajamos con la Comedia Municipal, es parte estructural del Instituto Cultural no es que es un programa que bueno vemos si sale o no sale. Nosotros estamos respaldados legalmente para hacer esto y se está incumpliendo la ordenanza”.
La preocupación y el rechazo a las políticas culturales de la actual gestión, se da en el marco de un atentado a la cultura local profundizado desde el mes de enero en el que intentan derogar cuatro ordenanzas que respaldan el adecuado funcionamiento del Instituto Cultural, protegen a los trabajadores y garantizan el acceso de los y las bahienses a la cultura. A lo que ahora, a esa realidad, se suma un presente de emergencia sanitaria, económica y a una falta de voluntad política para decretar la emergencia cultural, además, de dejar sin presupuesto al sector.
“Es una decisión arbitraria e inconsulta porque con la directora jamás hablaron y con la Asociación Argentina de Actores tampoco hablaron sobre el tema. Cuando en realidad el compromiso de ellos era volver a llamarme para seguir negociando y acordar con ellos nuevas formas. Yo estoy a la espera de una nueva propuesta de trabajo y nunca se sentaron con el Sindicato”, reseñó López.

La voz de la directora de la Comedia Municipal
La directora seleccionada para la Comedia Municipal del segundo semestre, Matilde Canese, se pronunció también al respecto a través de un comunicado en el cuál denunció la situación.
Desde el 22 de abril, considerando el advenimiento de una profundización de la crisis del sector cultural, Canese se anticipó con una propuesta alternativa para poder llevar a cabo la implementación de la Comedia desde la virtualidad y bajo los protocolos correspondientes.
Desde esa oportunidad, la directora y autora de la producción teatral se enfrentó a idas y vueltas del Instituto respecto a lo que podía acontecer con la Comedia Municipal. En el documento, Canese manifiestó todas las fechas en las que se comunicó y no recibió respuesta alguna o bien se desdramatizó el problema que genera la suspensión de la Comedia en la pérdida de puestos de trabajo.
“Es una decisión tomada por el Instituto Cultural desde antes, lo cual explica las evasivas, dilaciones y el destrato al que fui sometida yo y, por extensión, la comunidad bahiense que no gozará del derecho al acceso a la cultura”, concluyó.
En este sentido, lo que sucede con la Comedia Municipal incrementa el desconcierto del sector y de toda la comunidad que comprende el valor y la importancia de preservar la cultura local. Pese a las adversidades, trabajadores de la cultura apuestan a continuar negociando nuevas formas de abordaje de la problemática y permanecen organizados para hacer respetar sus derechos y los de todos los bahienses.

Autor: Redacción EcoDias