En polo de desarrollo Economía social

Fecha: Lunes, 18 Junio, 2012 - 14:33

Cooperativa textil en Junín

La fábrica 27 de Octubre produce pantalones y remeras dentro del predio donde funcionan diez cooperativas en la localidad bonaerense, con el respaldo del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes) y el Ministerio de Desarrollo Social. Las trabajadoras más experimentadas en el rubro brindan capacitaciones a las principiantes del taller.
 “Nos genera mucha satisfacción ver esto funcionando. Acá somos todas iguales, todas aprendemos y apoyamos a las que no saben, nadie es más que nadie. Nuestra meta era que esto se ponga en marcha y lo conseguimos. Está en marcha, no se queda, no nos quedamos. E s lindo ver cómo la gente quiere trabajar”, aseguró la presidenta de la Cooperativa 27 de Octubre, Luciana Machado.
La Cooperativa está compuesta predominantemente por mujeres, donde se respetan los principios cooperativistas en la confluencia de trabajadoras con experiencia en el rubro textil y jóvenes emprendedoras que se capacitan dentro del taller e instruyen, a su vez, a los varones. “Acá las puertas están abiertas para todo el mundo”, remarcó Machado.
“Esto era un galpón desocupado y todas las cooperativas colaboraron en la reparación y acondicionamiento del lugar. Este predio era un desastre por el abandono que sufrió durante décadas y lo recuperamos. Somos como diez cooperativas y estamos compartiendo el mismo predio, necesitamos estar juntos y ayudarnos. Con la carpintería, la albañilería, en todo”, añadió la presidenta de la cooperativa que confecciona pantalones y remeras desde junio del año pasado.
Por su parte, la secretaria de la cooperativa, Victoria Gramajo, destacó la solidaridad entre pares que diferencia el trabajo cooperativo del mercado laboral tradicional: “Entre nosotras hay mucho compañerismo. Te encontrás con personas que te aprecian, te respetan. Este proyecto superó mis expectativas, y me animo a decir que las expectativas de todas y todos”.
“Sé que con nuestro trabajo las que crecemos somos nosotras, como mujeres emprendedoras, no trabajamos para un patrón. Esto es una responsabilidad muy grande, pero tenemos mucho apoyo”, coincidieron las trabajadoras sobre el rol del Estado, a través del Ministerio de Desarrollo Social con el programa Argentina Trabaja y el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes).
“Lo más fuerte acá es la solidaridad. Comprendemos el problema del otro y tratamos de darle una mano. Hay muchas madres solteras que nos necesitan, otras mamás con chicos con problemas de discapacidad. Nos ayudamos entre todas”, concluyó Machado.

Autor: Redacción EcoDias