El orfebre Pallarols Interés general

Fecha: Jueves, 10 Marzo, 2011 - 10:00

Bastón hecho por todos

El conocido orfebre estuvo en la ciudad para dar forma al futuro bastón de mando presidencial con la participación de los y las bahienses.
La actividad forma parte de una campaña que seguirá por otros lugares del país con el respaldo del Instituto de Promoción de la Economía Solidaria.

Uno de los shoppings de Bahía Blanca vivió una jornada muy diferente a sus habituales el pasado 22 de febrero. Es que allí hubo lugar para palabras como cultura, democracia, participación, economía solidaria, y todo eso bajo el paraguas de un mismo evento: el cincelado del bastón que utilizará el sucesor de la presidenta Cristina Fernández.
Desde 1983 hasta la fecha todos los bastones presidenciales fueron realizados por el orfebre Juan Carlos Pallarols, quien le imprimió un estilo criollo con la utilización de la plata frente al oro que se usaba hasta aquel momento. Esa labor lo ha convertido en un símbolo de la democracia, más si se tiene en cuenta que del cincelado del bastón no sólo se encarga el orfebre sino también toda la ciudadanía que quiera participar de ese trabajo.
Se trata de una campaña que se realiza a lo largo y ancho del país y que busca que más de un millón de argentinos y argentinas participen del trabajo de Pallarols. La actividad comenzó en Bahía Blanca y en su apertura contó con la presencia del intendente Cristian Breitenstein, algunos concejales y autoridades del Instituto de Promoción de la Economía Solidaria (IPES), que respalda la campaña a nivel nacional
Al momento de dirigir una palabras a los presentes, el intendente destacó la iniciativa a la que calificó de excelente: “El símbolo de traslado de mando, de una continuidad democrática y de un nuevo ejercicio y renovación de esperanzas y de ilusiones en la máxima responsabilidad de un país es precisamente la cesión de la bandera y del bastón de mando que ustedes conocen. La lógica de haber podido hacerlo en forma participativa, aunque sea simbólica y gestual, me parece que es absolutamente positiva para un sistema democrático. Han intervenido 700 mil personas en la confección, menos en el cincelado, en los anteriores bastones, y entendemos que la expectativa es que pueda superarse el millón de personas. Quizás en cada cincelado vaya, y va seguramente, un deseo, una expectativa, un compromiso para que aquel que lo pueda sostener el día de mañana pueda cumplir esos sueños”, dijo Breitestein aunque en su uso de las palabras se le pasó suponer que quien lo sostenga a partir de diciembre de 2011 sea una mujer.
Luego de Breitenstein, tomó el micrófono Sebastián Beyríes en representación del IPES, quien explicó la relación entre la actividad del bastón y la tarea del IPES: “En el movimiento cooperativo y mutual nos estaba faltando una herramienta que nos diera más visibilidad, más participación a todo el movimiento mutual y cooperativo. No nos olvidemos que el movimiento participa en el 10 por ciento del producto bruto interno, genera 400 mil puestos de trabajo y no es un dato menor que no sólo en la Argentina ocurra esto sino en toda América Latina. Los objetivos del IPES son la difusión, la promoción, la capacitación de todo lo que es el movimiento cooperativo y mutual. Y dentro del marco de lo que es la difusión y la participación, es que organizamos esta tarea maravillosa que es que todos los argentinos tengamos la posibilidad de participar activamente en la confección de este bastón de mando. Nos parece que es algo extraordinario y es un baño de democracia que nos damos todos los argentinos”.
Posteriormente, Juan Carlos Pallarols dedicó unas palabras para dar inicio, ahora sí, a la tarea más importante, la del cincelado del bastón con la participación de los vecinos y vecinas de Bahía Blanca: “No me cabe la menor duda de que si estamos juntos vamos a lograr todo lo que nos proponemos”, concluyó el orfebre.

Cooperativas y mutuales
Mientras Pallarols explicaba su tarea a los participantes y se comenzaba con el cincelado del bastón, EcoDias dialogó con Sebastián Beyríes, del IPES, quien describió el espíritu y la función del instituto: “Nosotros estamos en el movimiento desde hace años y percibimos que no teníamos una llegada a la sociedad como la que pretendemos tener. Teníamos poca visibilidad, teníamos las cooperativas por un lado, las mutuales por otro, y en realidad no nos servía como movimiento social y económico esta actitud. Empezamos a pensar qué cosas podrían unirnos, qué denominador común podríamos tener para iniciar una tarea en conjunto tanto las cooperativas como las mutuales. Así fue que pensamos en esta herramienta que es el IPES con el fin de capacitar, acompañar, idear formas nuevas de comunicación hacia la sociedad del movimiento cooperativo y mutual. En este sentido ésta es una de las actividades que tiene el movimiento”.
Acerca de la actualidad del movimiento cooperativo y mutual, Beyríes repitió los datos estadísticos mencionados anteriormente, lo cuales son similares en toda América Latina y habla a las claras del momento que está atravesando el movimiento: “Basta con escuchar algunos canales que transmiten la parte económica de lo que está pasando en América Latina y todo lo que ocurrió con la globalización y el liberalismo en la región, en donde han quedado tantas personas sin posibilidades. El movimiento cooperativo y mutual está dando respuestas a toda esta gente que ha quedado excluida del sistema. Desde ese punto de vista pensamos que el futuro es muy bueno, no olvidemos que en cada ciudad, en cada pueblo siempre hay una cooperativa o una mutual. De hecho, en la provincia de Buenos Aires, la mayoría de los servicios públicos están operados por cooperativas, y no es un dato menor”.
Por otra parte, Beyríes valoró las políticas nacionales respecto al sector cooperativo y mutual: “El IPES no tiene una mirada partidaria porque confluyen personas de todas las extracciones y orígenes políticos. Pero sin dudas no podemos dejar de ver y reconocer que la actitud del Ministerio de Desarrollo Social hacia las mutuales y cooperativas, ha sido de vital importancia para el movimiento”.

Autor: Redacción EcoDias