RECESO INVERNAL Locales

Fecha: Martes, 24 Julio, 2018 - 00:00

¡Vamos, familia!

“Dónde vamos, qué hacemos, me aburro” son los cantos más escuchados en estos días de vacaciones. EcoDias estuvo de recorrida y sugiere visitas, talleres y actividades gratuitas para aprovechar lo que queda.

“Repartamos estos lápices y saquen los recipientes que trajeron” propone Viktor Rotili, tallerista de Ecojuguetes en la Biblioteca Rivadavia, padres y madres intervienen escuchando consejos y principios para colaborar con chicas y chicos. “A ver si sale el niño interior”, apunta Rotili en pos de entusiasmar a los asistentes mayores que pronto se sumergen en el quehacer de botellas, tapas y roscas. Sobre la gran mesa hay monstruos modelos, lucen armaduras, texturas logradas a punta de tijera. Los pequeños empiezan a dibujar en las grandes hojas de papel lo que la imaginación deja plasmar. “Después habrá que ver cómo podemos pasarlo del papel a la realidad, no se olviden que tenemos que destacar las propiedades del plástico, hay que hacer dos cortes y plegar”, los grandes levantan la vista, escuchan y siguen trabajando. “¿Es un monstruo o un jabalí”, pregunta una niña sentada al lado de un chico que pinta con entusiasmo. “No se olviden que el juguete tiene que ser amistoso, tanto en sus actitudes como en el cuidado que hay que tener al dejarlo terminado”. Algunos se dejan llevar por el desaliento, “no se apuren, hagan despacio, el taller sigue la semana que viene, pueden volver y terminarlo o hacer otro”, consuela Rotili, y baja el tono para acercarse a un papá, “el engarce positivo puede ser éste y el negativo siempre es mejor que se haga con la forma de un ojo”. Aparecen elefantes voladores, robots con cara simpseana y gatos supersónicos, nuevos juguetes con envases viejos; en una modalidad similar se trabajó en los talleres desarrollados en la Terminal de ómnibus, donde una decena de chicas y chicos asistieron a tres días de intensa actividad. La primera jornada la temática estaba centrada en la realización de bolsitas antiestrés, después llegaron las propuestas para macetas y soportes, finalmente, el día previo al Día del Amigo los asistentes pudieron elegir varias opciones para concretar un buen regalo para amigas y amigos. “Reciclar es muy bueno, porque esto es basura y va a parar al mar, ensucia o mata”, afirma Marina de 9 años, una de las creadoras.

Se toca y no se toca
“¿Y qué es un retrato?” interrogaron Alfonsina Brión y Albana Álvarez, las dos empleadas de 2 Museos encargadas del área educativa, “¡una selfie!” gritó Álvaro, con 10 años, para sorprender a las familias que realizaron los recorridos por las muestras del Museo de Bellas Artes y el Museo de Arte Contemporáneo, en Sarmiento 450. En busca de retratos, la visita guiada hace pie en la muestra patrimonial “Para darle estilo al caos” en el primer momento, para luego pasar a “Museo en situación de calle”. “¿Retrato o paisaje?”, y ante la pregunta, llega la contemplación, y algunos ensayos de respuestas “a veces se ve el rostro, a veces eso lo ocupa todo, a veces no”, “se ve alguna parte o un objeto de esa persona”, dicen los asistentes. “También en las salas van a ver que hay cuadros y otras cosas”, observan las docentes, “pinceles, reglas y guantes, ¿para qué son los guantes? ¿para no ensuciarse?”, con estas reflexiones vienen los por qué de “no tocar”, las obras que contienen los 2 Museos son valiosísimas, muy antiguas algunas, “se imaginan que si las tocamos se estropean, así que no solo que quienes las visitan no pueden tocarlas, nosotras para manipularlas y exponerlas nos ponemos los guantes así no las ensuciamos o perjudicamos”. Después de un buen rato de observar y conversar, el grupo de chicas y chicos empiezan a desprenderse de las manos de los padres, autónomamente siguen a Alfonsina y Albana y comentan frente a las obras. “Fijáte, acá hay un gran jarro, se ve a la persona que limpia”, “sí es una mujer”, “el jarrón es brillante”, “porque es de cobre”, “¡el cobre es muy valioso!” grita un niño, “sí lo es, es el tercero en las Olimpíadas”, agrega otro.
Más recorridos presenta el área de Turismo, una buena respuesta tuvo el “Circuito integral por la ciudad en colectivo”, que se realizó el jueves por la tarde, la caminata “Un centro sorprendente”, del día miércoles se suspendió por la lluvia. En el primer caso, fue posible conocer los ámbitos más emblemáticos de la ciudad en el lapso de 2 horas, totalizando el conocimiento en el casco histórico, el área residencial y la zona universitaria, para terminar en el sector portuario. La caminata apunta a realizar una puntualización de edificios, calles y plaza en un viaje en el tiempo desde la fundación, la vida de fortín y el surgimiento de la urbe, habilitando el conocimiento que el trajín y la falta de saber los suele sumergir en lo cotidiano.

Autor: Redacción EcoDias